2018001. Las doce ventajas de Tabarnia, experimento mental.

imagesPuestos a ser democráticos aceptemos el reto de Tabarnia, pero con todas sus consecuencias y matices. El promotor de la idea postula que si la “Catalunya rural” sigue con su intentona golpista, lo mejor es dividir la comunidad autónoma en dos de manera que nunca la región rica y supuestamente cosmopolita pueda separarse de España, y de paso que la rural y pobre no tenga ningún incentivo para hacerlo ya que no se podrá mantener por si misma.

Su idea si he entendido bien es que a través de Tabarnia los separatistas puedan sentir lo que él siente cuando se habla de separarse de España. Aceptemos el reto con una condición. Si Tabarnia (las comarcas de Barcelona y de  Tarragona donde el bloque monárquico ha superado al bloque republicano) puede votar separarse del resto de la comunidad histórica con holgada mayoría, también España aceptará que Catalunya menos Tabarnia (llamémosme Gilerda siguiendo a @joanvilallanars) pueda separarse de España sin traumas también bajo referéndum y holgada mayoría. Parece justo.

Parece que esta nueva Catalunya no tiene futuro sin Tabarnia, pero ciertamente tiene algunas ventajas que me gustaría detallar a continuación sin ánimo de polemizar, simplemente como experimento mental. Vaya por delante que la separación realizada por los promotores no es nada realista ni rigurosa, los números reales son estos con lo que la cosa no queda tan holgada. Tomemos sin embargo los números extremos que propone este artículo de Libre Mercado donde Tabarnia se quedaría con 5,5M en Tabarnia y Gilerda con aprox 2M.

  1. Tras la negociación Gilerda sería república con todas las de la ley, reconocimiento internacional y derecho a ser admitida en la UE previa solicitud y examen. Los activos y la deuda se repartirían según el PIB correpondiente o la población, que quedaría en su mayor parte para Tabarnia.
  2. Una vez hecho el reparto y estabilizada la separación, y con el paso de los meses, una parte importante de los habitantes de Tabarnia (solo de los republicanos se supone) trasladarían su domicilio habitual a Gilerda. Cataluña es hoy un país con 0,5M segundas residencias, la mayor parte situadas en Gilerda y propiedad de familias que hoy viven en Tabarnia, por lo que sería fácil cambiar el domicilio y el pago de impuestos. Pongamos que la cosa pasa a 4,5M para Tabarnia y 3M para Gilerda.
  3. Los nuevos habitantes de Gilerda seguirían trabajando y seguramente residiendo en Tabarnia como segunda residencia ¿Por qué no? Hoy el commuting lo hacen muchas personas, cambiar de país cada día no debería suponer un problema. Las comarcas rurales pueden ser pobres en PIB, pero sus habitantes se mueven.
  4. La UE daría fondos FEDER para el desarrollo de Gilerda, como los recibió España cuando entró en la UE.
  5. Tabarnia quedaría como comunidad autónoma separada territorialmente, como Canarias, Ceuta o Melilla. El transporte -aéreo y terrestre- debería pasar por Gilerda, con sus estrategias de peaje o viñetas correspondiente (como Alemania o Suiza) de pago por uso. En el marítimo se perdería una baza importante, pero se podría seguir utilizando Barcelona o Tarragona, pagando como hasta ahora.
  6. Tabarnia tiene mucha industria, pero no tiene con qué comer ni con qué generar energía, ni aigua más allá de una desalinizadora en desuso. Gilerda sería un proveedor privilegiado y exportador neto de ambos productos básicos.
  7. Moncloa ejecutaría por fin el ansiado corredor mediterráneo para llegar a Europa, con la participación de Gilerda.
  8. Gilerda debería crear una república con el cambio climático y la sostenibilidad como eje principal, y un marcado impacto social. ENDESA no tendría el monopolio en la distribución eléctrica -dependiendo de cómo se hiciese la partición- ni sobre todo un impuesto al sol. La Garrotxa sería el ejemplo a seguir.
  9. La Gilerda tendría cuatro universidades públicas -la UOC probablemente cambiaría su sede- que para la población sería suficiente, y acceso a las universidades de Tabarnia. El sistema CERCA de centros de investigación sin edificios podría seguir operativo en algunos casos, o como consorcio internacional como existe hoy en la UE. EL sistema educativo y el sanitario están ya desarrollados.
  10. La costa de Tabarnia está hecha un desastre, no me atrae para nada. Y el cambio climático no juega a favor precisamente.
  11. Gilerda tendría una distribución más homogénea, no centralizada gracias a la desaparición de la gran y sucia Barcelona que sinceramente, no echaría de menos. Es un modelo de ciudad que -viendo lo que está pasando en París o Londres- no augura nada bueno.
  12. En el sur de Francia están hasta las narices del centralismo de París. Tal vez quieran recuperar el status quo de hace 400 años, y pasar a formar parte de Gilerda creando un nuevo frente de conflicto en la UE.

Y bueno, Barcelona, Tarragona y comarcas aledañas seguirían estando allí para hacer turismo, y quién sabe si con el tiempo deciden que la opción republicana no era tan mala….

 

Anuncis

2 thoughts on “2018001. Las doce ventajas de Tabarnia, experimento mental.

  1. Hola Pedro, es un experimento mental tan válido e irrealizable como el de Tabarnia, promovido desde el otro lado del espectro político. Pero sí, a creatividad no nos gana nadie. Bueno, sí, el del 2016.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

w

S'està connectant a %s